2008

El año nuevo está recién estrenado.
Esta vez, devorando las uvas, no me he hecho propósitos vacuos ni frívolos (lo del gimnasio va a parte, claro, y lo de la carrera no cuenta). Sólo le he pedido al 2008 que sea el año en el que empiece a conseguir hacer de mi vida un poco más lo que me gustaría que fuese.
Aunque eso tiene truco, claro, porque en realidad el año no tiene nada que ver.
Por si acaso, la batería se la voy a pedir a los Reyes Magos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: