Casi termina el día…

There I am.

… aunque técnicamente ha terminado hace un rato. Y mañana trabajo, y es un día importante. Y estará lleno de millares de cosas que requieren de mi atención. Vuelvo al trabajo después de unas vacaciones muy intensas y tan relajadas al mismo tiempo que no sé si sería capaz de glosarlas. Y un gen egoísta me dice que deben quedarse ahí, para mí, en un rinconcito de Kengsinton Gardens al que pueda volver cuando las cosas no estén en su sitio, a alimentarme del sol de Londres y del dolce far niente de unas vacaciones de lo más inhabitual, mientras otra grita que debería cantar a los cuatro vientos qué bonitas pueden ser las cosas hasta cuando no son fáciles.

Hoy es tarde, y aún tengo la piel calentita y la cama me está esperando, y un mañana lleno de arco iris me está esperando. Ha llegado el calor. Y la vida es bella, aunque debería ser distinta para ser perfecta. Tal vez es cierto que lo óptimo es el peor enemigo de lo bueno. Tratemos de no olvidarlo en el futuro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: